La importancia de mantener una correcta hidratación

Mantener una correcta hidratación es fundamental para cualquier ser vivo ya que la mayor parte del cuerpo está compuesto de agua.

Seguro que alguna vez habéis escuchado eso de que somos un 70% agua, pues en el caso de los perros adultos es de un 60% y en el de los cachorros puede llegar al 85%. El agua es el componente más importante para cualquier ser vivo ya que interviene en muchos procesos del cuerpo: se encarga de realizar las reacciones bioquímicas, transportar los nutrientes y el oxígeno… y así muchas más funciones vitales para el organismo.

El cuerpo podría aguantar entre 50 y 60 días sin comer, sin ingerir un alimento sólido, sin embargo no podría sobrevivir más de 3 o 5 días sin agua (existiendo excepciones de más tiempo)

Viendo estos datos empezamos a tomar conciencia sobre la importancia de una correcta hidratación en nuestros compañeros perrunos.

¿Como hidratarse?

La principal fuente de hidratación de los perros es por la ingesta directa de agua. En cambio tienen otras formas de recibir este aporte como por ejemplo a través de la comida.

Dependiendo del tipo de alimentación que demos a nuestro perro necesitará ingerir más o menos agua. Si toma pienso tendrá más sed por lo que necesitará beber más agua. Los piensos apenas llevan del 10 al 20% de agua. Sin embargo, si su alimentación es a ase de latas húmedas recibirá mayor aporte de agua con lo que necesitará ingerir menos cantidad de agua, al igual que pasaría con la dietas naturales. Los que dais a vuestros compañeros caninos dieta Barf notareis que beben mucho menos durante el día, esto se debe a que el alimento que ingieren lleva un alto porcentaje de agua.

¿Como saber si bebe el agua necesaria?

Muchas veces nos preguntamos si nuestro perro toma el agua necesaria. Aquí influyen varios factores: Tamaño, peso, la actividad física que realiza, la estación del año en que nos encontramos… pero una manera fácil de saber la cantidad de agua que necesita nuestro perro será calculando de 50 o 60 mililitros de agua por kilo de peso.

Por ejemplo: Un perro de 30 kilos necesitará beber al día un litro y medio de agua aproximadamente, teniendo en cuenta las demás variantes antes mencionadas.

Síntomas de la deshidratación

Si nuestro perro no se hidrata lo suficiente puede acarrear un grave problema de salud o incluso llegar a la muerte. La deshidratación es la falta de agua y sales minerales en el cuerpo; recordar que al principio mencionábamos que el perro adulto es un 60% de agua de aquí la importancia de mantenerlos bien hidratados.

Conociendo a nuestro perro, con tan solo observarle nos daremos cuenta de que algo le está pasando, aunque no sepamos el que. Para poder identificar que se trata de deshidratación os vamos a mencionar algunos de los síntomas que se pueden observar cuando nuestro perro esta deshidratado. Que nuestro compañero peludo tenga alguno de estos síntomas no quiere decir que este deshidratado, lo suyo es que reúna varios y lo mejor sería acudir a un veterinario lo antes posible.

  • Apatía
  • Respiración acelerada y dificultosa
  • Ojos hundidos
  • Perdida de elasticidad de la piel
  • Orina muy concentrada, con un olor fuerte y un color muy oscuro.
  • La trufa reseca
  • Aumento del ritmo cardíaco

Existen algún síntoma más pero creo que con los nombrados son más que suficientes para identificar si nuestro perro puede estar sufriendo un problema de deshidratación. Como podréis observar la deshidratación y el golpe de calor tienen los mismos síntomas, ya que un golpe de calor suele ser producido por una falta de hidratación del perro y las altas temperaturas  a las que está expuesto.

¿De dónde puede obtener agua el perro?

Cuando estamos en casa, tenemos que tener un bebedero a su alcance para que beba agua cuando él quiera, al igual que será necesario cambiar el agua varias veces al día para mantener su calidad y que esté fresca en los meses de más calor. Tiene que tener una temperatura normal para el consumo, ni muy fría ni muy caliente.

Es necesario buscar un bebedero adecuado para las necesidades de ingesta de agua de cada perro; si tenemos un perro de tamaño grande le compraremos un bebedero grande, ya que si le compramos uno pequeño necesitaremos rellenarlo más veces al día y cuando estemos fuera de casa es más probable que el perro se quede sin agua; al igual que si tenemos un perro pequeño es tontería comprarle uno grande, ya que tendremos que cambiar el agua con la misma frecuencia y al final desperdiciaremos mucha agua. Esto puede parecer muy obvio pero en muchas de nuestras visitas de valoración hemos visto perros que en vez de bebederos parecían piscinas por el tamaño del bebedero en relación con el perro.

¿Qué tipo de bebedero elegir?

Dentro del mercado existen infinidad de bebederos, diferentes tamaños, colores, materiales… haremos un breve repaso de todos y os diremos sus características y cual nos parece el mejor.

  • De plástico: Los encontramos de muchos tamaños, colores y formas generalmente para llamar nuestra atención ya que al perro le da igual si es amarillo, cuadrado o con huellas.

         Sus ventajas es que suelen ser baratos (dependiendo también de la calidad que elijamos), suelen ser ligeros y             hay opciones portátiles para los paseos.

         En su contra se rompen con relativa facilidad y son los que más bacterias pueden acumular.

  • De acero inoxidable: Sueles encontrarlos en diferentes tamaños, no suelen llevar dibujos aunque pueden llevar en relieve alguna forma en el color del acero. Tienen un precio razonable, son ligeros y a la vez resistentes, son los que menos bacterias pueden contener.

  • De Cerámica: Suelen ser más bonitos que los de acero inoxidables a la vista del humano. Tienen una resistencia media y suelen ser pesados, un punto a favor para que a la hora de beber agua o comer el plato no se mueva. Tienen un buen aislamiento térmico, por lo que el agua de nuestros perretes se mantendrá más tiempo fresca en los días más calurosos. No acumulan muchas bacterias y son fáciles de lavar. Por cntra suelen ser más caros que los anteriormente mencionados.

  • Fuentes: Las podemos encontrar de dos tipos de materiales: plástico y metal. La ventaja de las fuentes es que el agua suele aguantar durante más tiempo fresca, además otra de sus principales ventajas es que al estar el agua en continuo movimiento es menos susceptible a que se generen bacterias, aun así es recomendable cambiar el agua a diario. Una de las desventajas es que suelen ser bastante caras y cada cierto tiempo tenemos que sustituir unos filtros que llevan para limpiar el agua.

          Al igual que en algunos casos, la combinación de agua, electricidad y perro puede llegar a ser un problema.

  • Tipo tolva: Esta opción la veo bien para familias numerosas o para residencias caninas. Tienen un depósito para el agua,de diferentes tamaños según nuestras necesidades. Por la fuerza de la gravedad el bebedero se va rellenando solo según se va gastando el agua. Algo que no me gusta es que los depósitos son de plástico y al ser translucidos es muy probable que en las aguas se generen bacterias al incidir la luz en ella. No lo consideramos prácticos para un hogar. 
  • Los bebederos portátiles: Por último y no menos importante, nos encontramos con los bebederos portátiles. Son los que utilizamos en  nuestros paseos o salidas a la montaña. Como es de suponer son de un tamaño reducido para poder transportarlos sin problemas. Los encontramos de plástico, de tela o de silicona. Como realmente suelen ser para el mismo momento que se va a consumir el agua y no va a permanecer mucho tiempo llenos de agua, es igual un poco el modelo a elegir, aquí nos guiaremos por lo que más práctico nos resulte.

Si es cierto que algunos ya vienen con un pequeño depósito para poder también llevar el agua, a mí este tipo no me suelen gustar mucho ya que al cabo de unos pocos uso tiene a derramarse.

Importancia y ventajas de consumir agua

Es obvio que los perros solo pueden beber agua, aunque en la actualidad ya tengan zumos y cervezas adaptadas para perros, su principal fuente de hidratación al igual que en los humanos es el agua.

Vamos hacer un breve repaso de los beneficios del agua:

  • Previene enfermedades cardiovasculares
  • Aumento de energía
  • Mejora la digestión
  • Depura el organismo
  • Protege los órganos vitales
  • Ayuda a absorber y transportar los nutrientes por el torrente sanguíneo
  • Regula la temperatura corporal
  • Amortigua y lubrica las articulaciones

 

En resumidas cuentas, el agua mejora la calidad de vida de todos los seres vivos. Por ello recordar mantener una correcta hidratación en nuestros compañeros peludos, sobre todo en los días más calurosos.

 

Rubén y Thais

 

 

Te puede interesar: “Evitar el golpe de calor”, “Perros, sol y calor. Precauciones”, “La alimentación en los perros”

 

 

Anuncios

Tu opinión es para nosotros lo más importante, déjanos tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s