Comunicación canina: El juego del teléfono escacharrado

comunicacion caninaEn el post de hoy hablamos de algo tan importante como es la comunicación con nuestros perros, un tema del que ya hemos hablado en post anteriores pero no desde el punto de vista desde el que hoy os lo presentamos. En el post de hoy concretamente vamos a hablar sobre el código de comunicación que cada uno empleamos con nuestro perro y las distorsiones que se pueden crear si dentro de la unidad familiar no utilizamos el mismo código de comunicación. (Te puede interesar: La comunicación verbal y no verbal: Señales de calma y agresión)

Si buscamos el significado de comunicación éste se define como: la actividad consciente de intercambiar información entre dos o más participantes con el fin de transmitir o recibir significados a través de un sistema compartido de signos y normas semánticas.

Muchas veces, probamos con distintos comandos para una misma acción esperando que con alguno de los que hemos utilizado el perro realice lo que esperamos de él, pero al final no lo conseguimos.

En muchas ocasiones veo en un grupo familiar como cada uno de sus miembros utiliza diferentes comandos para una misma acción. Por consiguiente puede ocurrir o bien que el perro haga caso nulo a lo que se le pide o bien que solo obedezca a uno o algunos de los integrantes de la familia, bien porque son estos los que han trabajado con el perro o bien porque supieron asociar correctamente los comandos a las acciones. Sin embargo, esto es negativo. Por un lado porque generamos desconfianza en el perro ya que nunca está seguro de que es lo que debe hacer para satisfacer a la familia y, por otro, porque deterioramos los comandos haciendo que finalmente deje de ejecutarlos a la perfección por lo que mencionábamos anteriormente.

Claro que podemos condicionar diferentes palabras para una misma acción, aunque a priori no le veo demasiado sentido a no ser que sea para algún tipo de trabajo específico o con algún objetivo claro, pero no es lo que se recomienda para el día a día.

Yo soy más partidario de tener una comunicación simple y sencilla con el perro, ya que nos permitirá una comunicación clara y directa con el perro y nuestras probabilidades de éxito aumentarán.

Lo primero que suelo revisar cuando voy a valorar a un perro es el código de comunicación que tienen con él. Una actividad que les pido a cada miembro de la familia es que anoten cada uno de ellos en un papel las diferentes palabras que utilizan con el perro para cada acción, ellos mismo se sorprenden cuando descubren que cada uno utiliza comandos diferentes.

En conclusión, para favorecer una correcta comunicación y así evitar volver al perro loco, sentaros juntos y consensuar las palabras que vais a utilizar para cada acción, recordar que cuánto más claros y sencillos sean los comandos más fácil le resultará aprenderlos.

Otros artículos de interés: La comunicación canina: Hablando se entienden los perros, Los comandos clave de la educación canina, Por qué invertir en la educación de tu perro

 

Anuncios

Tu opinión es para nosotros lo más importante, déjanos tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s