Historias Perrunas: Yoni el perrito de Tavernes

Un sábado más os traemos una nueva historia perruna a nuestro blog. Esta vez nos cuentan como llegó Yoni a la familia y como surgió tan bella historia de amor.

“Te acuerdas, Ainhoa? hace poco más de tres años que oímos hablar de nuestro cachorro por primera vez, me decían que había aparecido en el pueblo uno igualito al que yo quería coger(Chula), pero más pequeño. Yo no quería ni oírlo, se me partía el corazón y no podía hacer nada, mi alma y mi casa ya estaban ocupados por mis dos gossetas, aunque una de ellas todavía no lo supiera. Lleva todo el día vagando, mendigando a todo el que pasa un poquito de comida y de cariño. Se iba detrás de los niños del cole para que le dieran.. un gusanito!!!! X la noche llegamos de la explanada de pasar la tarde con nuestra Chula, vosotros llegasteis antes que yo y le visteis, cuando me llamaste dijiste “Ali es solo un cachorrito 😦 “

Estaba sentado a vuestro lado, sin moverse, con el susto, el cansancio y el hambre pintados en su preciosa carita. Ojalá que alguien pueda hacer algo por este perrito, pensé, os miré, miré a mi alrededor.. y vi que en este caso alguien era YO. Así que le puse una correa, vamos, vente conmigo, pero no se movió, estaba agotado y sin fuerzas, le tuve que coger en brazos, qué poquito pesaba, si todo él eran huesitos, pelo y muchas, muchas, muchas garrapatas. Lo primero se bebió todo el agua del mundo, después una cenita reconfortante y por fin tranquilo y saciado, se subió en el sofá junto a Pipa y descansó del tirón como creo que nunca lo había hecho desde que le separaran de su mamá.

Al día siguiente afortunadamente llegó Chula a nuestra casa. Qué alegría y qué movida. Tres perros en un piso!!!! Sacarlos de paseo era una odisea, yo no hacía más que rogar que alguien lo viera y se enamorara de él, pero el tiempo pasaba y ni nuestros esfuerzos, ni los vuestros, ni los de todos aquellos que tan amable y cariñosamente nos ayudaron a difundirlo daban resultado. Los días pasaban y cada vez nos enamorábamos más de él, rechacé llevarlo a refugios tanto aquí como allí, tampoco la opción de los huertos, y alguien que se interesó pero se echó para atrás. Josele, que nos quedamos con el cachorro…Pues habrá que irse a vivir a una casa con patio, y ponerle un nombre. Ya no había vuelta atrás, Yoni se quedaría con nosotros, después de haber dormido en nuestro sofá y nuestra cama, pegadito a nosotros y a sus tatas no podíamos tomar otra decisión. Peeeerooooo…. El destino hizo que con la mudanza y el traslado tuviéramos que pedir ayuda a nuestros amigos del alma, Carlos y Yasmin para que nos le tuvieran unos días hasta que nos organizaramos, y después de unos días con ellos se instaló para siempre en sus vidas y en sus corazones, ya es su niño, aunque por supuesto, nunca dejará de ser el nuestro. Hemos tenido todos mucha suerte, todas las tardes salimos de paseo juntos y él juega con sus tatas y nosotros le vemos creciendo sano y feliz. 

Ays esta es la historia de nuestro Yoni, un perrito de Tavernes.

Con todo mi amor.

Alicia”

Envíanos tu historia perruna a info@deperroaperro.es y la compartiremos con todos nuestros lectores.

Hasta la próxima perriamig@s

Descubre otras Historias Perrunas



Anuncios

Tu opinión es para nosotros lo más importante, déjanos tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s