Perros, sol y calor. Precauciones.

verano+sol+calor+perros

Con la llegada del buen tiempo siempre nos apetece más salir a disfrutar con nuestros perros, por mayor disponibilidad de tiempo y las temperaturas agradables.

Pero como dice el refrán ”no es oro todo lo que reluce”, ya que tendremos que tener en cuenta nuevos peligros, tanto para nosotros como para nuestro peludo.

¿Qué precauciones debemos tomar ante las altas temperaturas? 

La primera cosa que tenemos que tener en cuenta es el calor extremo pues los perros son muy sensibles.

Por lo general prefieren permanecer en sitios sombreados y lo más frescos posibles y no es común que busquen el sol para permanecer por largos periodos de tiempo al menos bajo altas temperaturas, aunque siempre puede haber excepciones. Por este motivo evitaremos los paseos en las horas más calurosas del día para no arriesgarnos a que nuestro can pueda sufrir un golpe de calor.

Deberemos dejar siempre a su disposición suficiente agua fresca cambiándosela diariamente e incluso varias veces al día, durante los meses de verano, para evitar que se formen bacterias o incluso algas. Existen en el mercado un gran catálogo de fuentes, para evitar estos problemas al estar el agua en continuo movimiento.

Durante el paseo también llevaremos agua y un bebedero portátil para que los perros se puedan refrescar.

Es también importante mantener a nuestros perro protegidos frente a los parásitos que aparecen con la subida de las temperaturas, pudiéndoles transmitir algún tipo de enfermedad. Para ellos disponemos en el mercado de un sinfín de productos (collares antiparasitarios, pipetas, pulverizadores…) con los que podremos mantener protegidos a nuestros perros.

evitar un golpe de calr en mi perro y proegerle de las altas temperaturas en verano

Otra precaución que tenemos que tener en cuenta con los perros de colores claros o blancos, es que tienen una piel especialmente sensible al sol por lo que habrá que protegerlos del mismo con alguna crema que tenga factor solar adecuada para ellos o evitando su exposición. Le aplicaremos la crema en el hocico, orejas y en general en las zonas más vulnerables para el sol.

Cuando estemos en la calle y la temperatura sea aun alta, refrescaremos a menudo la cabeza, el pecho y las patas.

También tenemos en el mercado capas o chalecos refrigerantes, que bajan la temperatura del perro varios grados y las cuales pueden ser muy útiles para aquellos perros extremadamente sensibles al calor como puede ser el caso de los bulldog.

Será importante observar a nuestro peludo durante el paseo para así prevenir el golpe de calor refrescándolo continuadamente como hemos mencionado anteriormente. También evitaremos que realice ejercicio con las altas temperaturas dando un tranquilo paseo.

 
No olvides suscribirte a nuestro blog
 

Rubén Manzano Díaz
Educador canino y técnico en TAA

Anuncios

3 thoughts on “Perros, sol y calor. Precauciones.

Tu opinión es para nosotros lo más importante, déjanos tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s